#Ortografía: ¡No se dice onceavo en lugar de undécimo!

Los ordinales se utilizan para referirnos a un orden o sucesión: primero, segundo, tercero, cuarto, etc.

La forma abreviada de los ordinales se forma con una “o” volada (es la “o” pero colocada en un tamaño más pequeño y en la parte superior) o “a” volada, dependiendo de si es masculino o femenino, y punto intermedio:

Ejemplos:

  • 18.° mandamiento.
  • 2.ª carrera del año.
  • 3.ª edición.
  • 21° torneo.

Los ordinales correspondientes a los números 11 y 12 a veces se confunden con las fracciones. Cuando dividimos algo en 11 partes, si tomamos una parte decimos que es una onceava parte. Pero si nos referimos al ordinal, algo que se encuentra en el puesto 11, decimos undécimo (que es la forma preferida del uso culto) o decimoprimero. Igual pasa con el 12: doceavo es una parte de algo que se dividió en 12, mientras que duodécimo o decimosegundo es algo que se encuentra en el puesto 12.

Así, es correcto decir: Me comí la onceava parte de la pizza. Pero es incorrecto decir: subí al onceavo piso.
Correcto: subí al undécimo piso / subí al decimoprimer piso.

Por último, cuando nos referimos a los ordinales que van desde el 13.° al 29.° se pueden escribir en una o dos palabras. Son correctos tanto decimotercero como décimo tercero.

Pero del 30.° en adelante, siempre se escriben en dos palabras. 35.° se escribe trigésimo quinto.